Skip to content

La nota.

septiembre 5, 2021

Una historia muy lamentable ha conmocionado al sector de Pedro Juan Caballero, en el país de Paraguay, donde una mujer encontró sin vida a su hijo tan solo dos años y desaparecido a su otro hijo de 14 cuando ella volvió del trabajo.

La dama llegó a su vivienda, y encontró a su hijo menor acostado en la cama y tapado con una sábana. Su otro hijo, que estaba a cargo del pequeño, no estaba en el hogar.

En el baño había una carta escalofriante escrita en un cuaderno que decía: “Lo siento, su hijo vio algo que no debía ver. Tenemos al otro hijo mayor”.

Después de entrar en crisis, la madre llevó el cuerpo de su hijo al Hospital Regional de Pedro Juan Caballero, pero el menor llevaba varias horas sin vida, según dijeron los médicos.

En un principio, la hipótesis de la policía era que delincuentes llegaron al domicilio, le habían quitado la vida al niño de dos años y que habían secuestrado al niño de 14.

Pero todo eso quedó totalmente descartado cuando las autoridades revisaron las grabaciones de las cámaras de seguridad que habían en los alrededores. Los videos mostraron que nadie entró a la casa y que el adolescente salió solo de la casa.

La dueña de la casa reforzó lo que se había visto en los videos de seguridad cuando reveló lo siguiente; “a eso de las 12:00 p.m. vio a los dos hermanitos estaban jugando en el patio, luego volvieron a entrar en la casa, y que a eso de las 3:30 de la tarde vio al hermano mas grande salir a la calle”, dijo el comisario Hugo Díaz.

Las autoridades concluyeron que fue el niño de 14 años que escribió la nota. El niño luego rentó una bicicleta para escapar.

Al otro día, el adolescente fue visto a bordo de la bicicleta que había prometido devolver la tarde del día anterior.

La fiscal Reinalda Palacios, ordenó investigar los cuadernos del adolescente para determinar si la carta fue realizada por su puño y letra. Además, al menor se le dará ayuda psicológica.

Luego de ser detenido e interrogado, el niño de 14 años confesó lo que sucedió.

Se supo que el joven estaba jugando con su hermanito y que, de un momento a otro, ya no lo quería hacer más.

"Para que el hermanito se tranquilizara le puso una almohada en la cara por un rato y después se dio cuenta que el hermanito no estaba respirando”, dijo el policía. “Él se asustó y sintió mucho miedo, pero es consciente de lo que pasó”.

En cuanto a la nota, las autoridades señalaron que el adolescente mismo reconoció que fue él quien la escribió, señalando que en ese momento “no sabía qué hacer ni a quién recurrir, por lo que escribió eso porque fue lo primero que se le vino en mente”.

Luego abandonó a su hermanito y salió de la casa en donde vivían.

Para los que todavía creen que publicamos noticias falsas en nuestro portal, a continuación los videos con los reportajes oficiales de los noticieros de Paraguay.